Descartar a una sumisa potencial

¿Eres Dominante y buscas sumisa? Si es el caso y deseas una relación que funcione hay algunas cuestiones que quizás quieras considerar. Considerarlas no te garantizará el éxito de la relación, pero al menos no cometerás los errores más típicos.

Un tema del que se habla y se lee mucho es el de cuándo una sumisa que está buscando un Dominante debe descartar a un candidato potencial, es decir, considerar que no es bueno para ella y dejarlo pasar. Sin embargo, del caso contrario apenas se habla: ¿cuándo debe un Dominante descartar a una sumisa potencial?


Supongamos que tú y la sumisa potencial ya tenéis una conexión emocional y que habéis estado hablando durante un tiempo. Evidentemente, el siguiente paso es que ambos también tengáis una conexión física. Si no te atrae lo bastante físicamente, tendrás problemas más pronto que tarde, así que no sería una buena idea seguir adelante. En estos tiempos en que muchas parejas potenciales se crean en las redes sociales, tomar un café y conocerse en persona antes de proseguir es fundamental.


Si demás de la emocional también se ha producido la conexión física, es el momento de hablar de los aspectos más importantes de una relación D/s. Como Dom comenzaría preguntándole, ¿cuáles son tus límites "no negociables"? Si hay algo que necesitas de la relación o de la sumisa y ella no puede dártelo, entonces no tiene sentido seguir adelante. Por ejemplo, si para ti un requisito básico es que tu futura sumisa esté abierta a tener una hermana de collar, y tu candidata eso lo considera fuera de sus límites, ese es el momento de tomar la decisión de descartarla. Lo que necesites, sea una cosa u otra, da igual; lo importante es que lo tengas claro. Entonces comprueba si la sumisa potencial coincide contigo y complementa tus necesidades. Las cosas que son negociables se pueden resolver más tarde.


También es buena idea preguntarle por qué quiere ser tu sumisa, que no es lo mismo que preguntarle que cómo sabe que es sumisa en general. La pregunta no tiene nada que ver con tu ego, sino que te da la oportunidad de asegurarte de que ella te conoce lo suficientemente bien como para tomar una decisión. Si se equivoca contigo, puedes aprovechar la ocasión para corregir cualquier malentendido.


Igualmente importante es escucharle decir que confía en ti y que se siente segura contigo. Esto es algo a lo que puedes recurrir en el futuro. Habrá momentos en los que tu sumisa se sentirá insegura sobre si obedecer cierta orden y necesitarás preguntarle si recuerda por qué dijo que quería ser tu sumisa. Necesita poder confiar en ti lo suficiente para que en algún momento pueda decirse a sí misma: "Bien, Él me ha llevado hasta aquí. Nunca me ha dado algo que no pudiera manejar. Todo lo que Él ha hecho ha sido para ayudarme a crecer o hacerme una mejor sumisa". Cosas como esas. Pero eso también significa que tú tienes que hacer tu parte para que ella te perciba como seguro y confiable.


¿Cuánto tiempo y atención necesita y cuánto le puedes dar? Esto es especialmente importante en las relaciones a distancia. Si esta sumisa requiere mucho tiempo y no puedes dárselo, debes decírselo. No me gusta la palabra "necesitada", porque se usa negativamente, y no hay nada de malo en desear mucho tiempo y afecto.


¿Cómo es el carácter de la sumisa potencial? A muchos Dominantes, el que la sumisa tenga un carácter fuerte les parece un reto. Desgraciadamente, para algunos de ellos el reto sólo les atrae durante un tiempo. Después, la lucha continua para domar a su sumisa les cansa y acaban por aburrirse de la situación. Considera, siendo honesto contigo mismo, si el carácter de tu sumisa potencial es compatible con el tuyo.


¿Concurren en la sumisa potencial circunstancias que pudieran no gustarte a largo plazo? Su situación económica, posibles problemas familiares o de salud, etcétera, son circunstancias que debes valorar. Asegúrate de que te sientes cómodo con su situación personal. Un requisito que últimamente parecen desear muchos Doms es que la sumisa tenga vivienda propia en la que puedan reunirse. ¿Es tu caso? Y, si la respuesta es afirmativa, ¿es el caso de ella?


Y, ¿qué hay de tu ego? ¿Estás dispuesto a aceptar una sumisa que sea más popular que tú? ¿Qué sobresalga más que tú en la comunidad? ¿Que tenga más experiencia o más conocimientos de BDSM que tú? Pueden parecer cuestiones triviales, e incluso infantiles, pero lo cierto es que el ego de algunos Dominantes se resiente significativamente cuando sus sumisas tienen más éxito que ellos por el motivo que sea.


La bandera roja más importante que debes buscar en alguien es que diga que NO tiene límites, es decir, que no hay una sola cosa que puedas hacerle con la que no estaría de acuerdo. Una sumisa “normal”, sin importar lo masoquista que sea, como mínimo te dirá que no quiere marcas en la cara. O si es primavera o verano, te dirá que no quiere marcas que se vean cuando lleve minifalda o pantalones cortos. Si una sumisa potencial te dice que no tiene límites, probablemente está pretendiendo resultar atractiva, y lo que en realidad está consiguiendo es parecer demasiado inexperta o demasiado irresponsable como para pensar en su seguridad física y mental.


Si ha tenido relaciones antes, pregúntale por qué finalizaron esas relaciones con sus Dominantes anteriores. Lo que buscas es un patrón que te muestre que la sumisa no cometió errores en sus relaciones pasadas. Esto es complicado, pero ciertamente hay casos en los que una sumisa simplemente tiene mala suerte: su Dominante era maravilloso al principio y luego se volvió abusivo, indiferente, etc. Tendrás que usar tu mejor juicio.



Si decides no comenzar una relación con esta persona, recuerda que no tienes que cortar los lazos completamente. Si la estabas considerando, entonces debéis tener una fuerte conexión. No hay razón para que esa conexión se desperdicie. Puede que no hayas conseguido una nueva sumisa, pero puedes haber ganado una amiga.




Escorpio Dom, 21 de julio de 2018

RosazulBDSM

  • Icono social Tumblr
  • Facebook icono social